Comenzó el 10° Congreso Argentino de Tecnología Espacial

El evento, con 20 años de trayectoria, comenzó ayer en el Círculo de Oficiales de la Fuerza Aérea Argentina y finalizará el viernes. La extensa programación abarca temas técnicos como vehículos espaciales y lanzadores, hasta una interesante perspectiva de lo que se trabaja en el ámbito de la educación de las profesiones afines.

El congreso es organizado por la Asociación Argentina de Tecnología Espacial (AATE) junto al Consejo Profesional de Ingeniería Aeronáutica y Espacial (CPIAyE), con el apoyo de la Biblioteca Nacional de Aeronáutica.  Estudiantes y profesionales de organizaciones como la Comisión Nacionael de la Actividad Espacial (CONAE), el Instituto de Investigaciones científicas y Técnicas para la Defensa (CITEDEF)  y Fuerza Aérea Argentina (FAA), la Asociación de Cohetería Experimental y Modelista Argentina (ACEMA), entre otros, se congregarán hasta mañana con el objetivo de compartir sus proyectos, aprendizaje y desarrollos, buscando promover la colaboración y cooperación interpersonal y entre instituciones.

Los asistentes podrán presenciar exposiciones  sobre sistemas de propulsión, materiales de uso espacial y estructuras,  sistemas de guiado y control, satélites y cargas útiles, fenómenos en microgravedad, sensores remotos, aerodinámica, educación, comunicaciones y telemetría.

El Brig. César Cunietti, director de la Dir. Gral de Investigación y Desarrollo de la FAA fue parte de la apertura y comentó a aeroespacio que “se ha incrementado la necesidad de obtener servicios desde el espacio, por un lado está acceder al espacio y por otro  hacerse de servicios que están brindados desde el espacio. En este sentido, la sociedad cada vez necesita más apoyo, con los satélites por ejemplo, o lo que tan naturalmente usamos como el GPS o un teléfono. Desde la Fuerza Aérea Argentina, tanto para su misión principal como para sus misiones subsidiarias, estamos profundamente comprometidos y convencidos que este tipo de tecnologías traccionan un montón de proyectos que nos permiten tener presencia y explotar los distintos niveles desde la atmósfera. Por eso acompañamos con tanto gusto esta propuesta“.

Pablo de León, ingeniero fundador de AATE y director del Laboratorio de Vuelos Espaciales Tripulados de la Universidad de North Dakota, Estados Unidos, es también parte del comité organizador del congreso y declaró que “uno de los objetivos es que se junten las generaciones, los que somos más grandes y los que están empezando. Es pasarse la antorcha de la actividad espacial, que ha sido tan importante para el desarrollo argentino y que por supuesto ha tenido muchos altibajos a lo largo del tiempo, pero que la seguimos manteniendo viva” por lo tanto, agregó que “hay que hacer divulgación, que la gente sepa la importancia que tiene la actividad espacial y cómo se utiliza en la vida diaria”.
Para finalizar, De León, notorio representante de nuestro país trabajando en proyectos para la NASA remarcó: “aeroespacio es un medio muy querido para mí, crecí leyéndola y esperando su llegada al kiosco y contribuyó de una manera muy rica a mis conocimientos en el campo aeronáutico y espacial”.