Northrop volará enlace de datos de alta capacidad para UAVs de gran altitud

Northrop Grumman Corporation probará en vuelo un enlace de comunicaciones de radiofrecuencia (RF) que puede proporcionar capacidad de datos similar a la fibra desde las aeronaves de vigilancia a gran altitud directamente a las bases de operaciones avanzadas.

Las pruebas realizadas en tierra por el equipo de Northrop y la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de Defensa (DARPA), han establecido un nuevo estándar para la transmisión inalámbrica de datos, con una velocidad lo suficientemente rápida como para descargar un video de blue ray de 50 Gigabytes en cuatro segundos. La demostración marcó la finalización con éxito del contrato de Fase 2 de Northrop Grumman para el programa Backbone RF de 100 Gbps (100G) de DARPA.

La exitosa demostración en tierra prepara el escenario para la prueba de vuelo del programa 100G RF Backbone. La fase 3, que comenzó en junio, incluirá el testeo del enlace aire-tierra de hasta 100 Gb / s, en un rango de 100 km, y rangos extendidos a velocidades de datos más bajas. El hardware 100G será transportado a bordo del avión de demostración Proteus desarrollado por Scaled Composites, subsidiaria de Northrop Grumman.

Según Louis Christen, director de investigación y tecnología de Northrop Grumman, “esta mejora dramática en el rendimiento de transmisión de datos podría aumentar significativamente el volumen de datos de sensores transportados por el aire que pueden recopilarse y reducir el tiempo necesario para explotar los datos del sensor”.

“Los sensores de próxima generación, como los generadores de imágenes hiperespectrales, suelen recopilar datos más rápidamente y en mayor cantidad de lo que la mayoría de los enlaces de datos aire-tierra pueden transmitir cómodamente”, dijo Christen. “Sin un enlace de velocidad de datos tan alto, los datos tendrían que revisarse y analizarse después de que aterrice el avión”.

Por el contrario, un enlace de datos de 100G podría transmitir datos de alta velocidad directamente desde la aeronave a los comandantes en tierra en tiempo casi real, lo que les permite responder más rápidamente a las operaciones dinámicas.

Fuente/fotos: Northrop.